¡Es la compra móvil, estúpido!

¡Es la compra móvil, estúpido!

0

No, no se trata de faltar a nadie. Tan sólo es un recurso fácil para llamar la atención sobre lo que realmente es importante. La expresión surgió en la campaña presidencial americana de 1992 entre Bill Clinton y George Bush padre.

El equipo de Clinton focalizó su estrategia en la importancia de la economía y, sobre todo, en cómo afectaba a los bolsillos del contribuyente. Y se inventaron el famoso “It’s economy, stupid!”. Un slogan no oficial pero eficaz, que caló en las mentes de los votantes. Y de ahí se ha quedado como recurso periodístico para señalar el grano de la paja, para poner el foco en lo que realmente importa. “¡Es (pon aquí lo que quieras), estúpido!”.

Y tras la digresión, volvemos al tema: ¡Es la compra móvil, estúpido!

Eso es lo que señalan todos los estudios y tendencias sobre el uso de dispositivos móviles para efectuar compras. Y el último de estos estudios es el de Criteo, una agencia de publicidad y marketing digital que en su informe sobre las tendencias de este 2015 desgrana los puntos básicos del mercado:

- El móvil ya no se usa simplemente para buscar y comparar, sino para realizar la compra.

- Las grandes tiendas de e-commerce de Estados Unidos, las que han hecho los deberes y disponen de plataformas friendly y eficaces para dispositivos móviles, ya tienen hasta 40% de sus ventas provenientes de smartphones.

- El importe de la compra media de los usuarios móviles está ya casi a la par que los compradores a través de PC y portátiles.

- Las tabletas están en decadencia. No sólo se venden menos, arrinconadas por los phablets, sino que ya hay más compradores móviles desde un smartphone que desde una tableta. Las tabletas, eso sí, tienen mayores índices de conversión, pero los smartphone generan más ventas porque existe un mayor volumen del tráfico.

- El prejuicio existía. Basado en datos reales... y alimentado, por qué no decirlo, por usuarios de IOS. Lo cierto es que los usuarios de Android han sido mayoritariamente reticentes a usar su terminal para pagar. Pero eso ya ha cambiado. Android está ya en la pelea. En países como Corea del Sur, Brasil y España, los compradores móviles usan mayoritariamente un dispositivo Android. Apple, en cambio, es el smartphone mayoritario para los compradores de Estados Unidos, Reino Unido y Japón.

Queda claro, cada vez más, que el comercio móvil ha llegado para quedarse y está quemando etapas a pasos agigantados. En Asia las compras a través de móvil están a punto de llegar al 50% del total de transacciones online. Y Occidente pisando los talones.

¿Tienes un pequeño, medio o gran comercio? ¿Todavía le estás dando vueltas a tu tienda online? ¿Ni siquiera está enfocada al pago móvil? Pues tienes un problema creciente, porque ahí fuera hay ya un montón de gente con el pulgar preparado para dar la orden de compra. Y tú no sales en la foto.

Share This Post: