MWC, enséñame cómo se paga con ese smartphone de última generación

MWC, enséñame cómo se paga con ese smartphone de última generación

0

Si alguien todavía duda de que el móvil es la punta de lanza de las innovaciones digitales y de los cambios socioeconómicos que comportan, sólo tiene que acercarse esta semana al Mobile World Congress de Barcelona. Quizá esta edición de la feria mundial de móviles sea la que muestra de forma más clara que la industria de los smartphone es la más dinámica y disruptiva en la actualidad.

Un dato para tomar constancia de su importancia: según un informe de Ericsson, en el año 2020 nueve de cada diez habitantes del planeta mayores de 6 años tendrán un móvil.

9 de cada 10.

6 años.

Ese el nivel de los cambios de calado que la revolución móvil nos está ya trayendo a nuestro día a día.  

Y entre las principales novedades que se debatirán en el MWC no podía faltar el pago móvil, en sus diferentes variantes según la solución tecnológica escogida.

Apple y Samsung apuestan por el NFC (Near Field Communication), mientras que Google prepara el lanzamiento de Plaso, un sistema de pago móvil vía Blueetooth tipo beacon que adelantaría por la derecha al relativamente poco existoso Google Wallet.

También Visa presenta Fastacash, un sistema que ofrecerá a los titulares de sus tarjetas la posibilidad de transferir dinero utilizando únicamente un número de teléfono móvil. Y Mastercard está desarrollando proyectos de pago móvil con tecnología Host Card Emulation (HCE) en más de 15 países, entre ellos, España.

Pero mientras el MWC se convierte en un escaparate global al futuro, la realidad ya impone su lógica a toda velocidad. Un estudio de la financiera Cetelem asegura que en España el 23% de los compradores online ha realizado sus compras a través de un dispositivo móvil, ya sea smarpthone o tableta.

Cada vez más consumidores usan su móvil para comprar en una tienda virtual o física. Y muchos ya no están esperando a que Apple, Samsung, Google, VISA o Mastercard se pongan de acuerdo en qué tecnología va a ser la predominante: los clientes de iPAYst, por ejemplo, ya pueden comprar online, físicamente e incluso hacer donaciones a alguna ONG desde su móvil.

Share This Post: